Skip to content
Los sueños mueren
cuando decides seguir durmiendo

La enfermedad es para toda la vida. Mi compromiso contigo también.

 

La enfermedad no debe limitarte tu vida, sino enseñarte a valorar la vida.

Miedo a la comida,
¿Me sentará bien?…
Miedo a la bolsa…
¿Qué puedo comer?…
¿Puedo hacer ejercicio?…
Esas mismas preguntas me las hice yo mismo. Yo he sentido miedo, ansiedad… 

Incluso recuerdo romper a llorar haciendo la compra en un supermercado por no saber qué comer…
Por eso puedo y quiero ayudarte.

Porque he pasado ese proceso hasta adquirir los conocimientos y herramientas
que me permiten tener una calidad de vida plena, comer saludablemente, entrenar

y más allá de eso, tener una salud emocional que me permite aceptar la patología,
la bolsa y convivir con ambas,
Esas herramientas quiero compartirlas contigo.